Parrot Jungle – Pinecrest Gardens: un oasis en Miami

Parrot Jungle – Pinecrest Gardens: un oasis en Miami

El 17 de diciembre de 2002, el pueblo de Pinecrest realizó la compra de Pinecrest Gardens. La propiedad histórica, anteriormente Parrot Jungle, es un magnífico jardín botánico de 14 acres ubicado en Red Road y Killian Drive. El 17 de octubre de 2011, el Departamento del Interior de los EE.UU. colocó la propiedad en el Registro Nacional de Lugares Históricos.

Parrot Jungle: distrito histórico

Esta pintoresca propiedad al sur del centro de Miami fue en un momento un oasis para aves tropicales y una escapada para turistas. El distrito abarca 15 acres e incluye atracciones originales del antiguo hábitat y parque de Parrot Jungle. Fundado en 1936, fue el hogar de atracciones de animales y arquitectura paisajística exótica. El parque pasó a llamarse Pinecrest Gardens cuando Parrot Jungle y sus atracciones animales se mudaron a otro sitio.

Pinecrest Gardens aún cuenta con más de 1,000 variedades de plantas tropicales y palmeras raras y exóticas en un entorno de madera nativa tropical y cipreses. Parrot Jungle / Pinecrest Gardens figura en el Registro Nacional de Estados Unidos por su diseño paisajístico único y su arquitectura, lo que lo convierte en una gran atraccion turística y de entretenimiento de la Florida.

Su historia

Fue fundada en 1936 por Franz y Louise Scherr y se convirtió en una atracción turística mundialmente famosa, una de las primeras y más antiguas sobrevivientes de la Florida, entre cuyos visitantes se encontraba Sir Winston Churchill. La idea de Parrot Jungle comenzó después de que Scherr, un inmigrante de Austria que era un ex contratista y soldado del Ejército de los EE.UU., propietario de una granja de pollos y frutas, y una tienda de alimentación y suministro en Homestead, Florida, se interesó por la idea de construir una atracción donde los pájaros “volaran libres”. Según el autor Cory H. Gittner, la “chispa de la idea de una jungla de loros encendió todas las cualidades de Franz Scherr en un momento en que el país se estaba retirando de la Gran Depresión”. Para darle vida a su visión, alquiló 20 acres de terreno con hamacas por una tarifa mensual de $ 25. Parrot Jungle fue construido como un sendero natural sinuoso, excavado a través de la roca de coral y la tierra de hamacas. Todas las plantas naturales se dejaron intactas.

La atracción se inauguró el 20 de diciembre de 1936 y recibió alrededor de 100 visitantes, cada uno de los cuales pagó 25 centavos de admisión para ver y escuchar a Scherr hablar sobre sus pájaros, árboles y flores. El primer mes de alquiler se hizo en el primer día abierto al público. Al final de su primer año de operaciones, la ya famosa atracción internacional había atraído a más de 10,000 visitantes. Scherr compró el terreno en 1940 por $ 5,000 y casi se vio obligado a cerrar el parque cuando las visitas bajaron a menos de 6,000 al comienzo de la Segunda Guerra Mundial. El parque floreció a través de los años y de nuevos propietarios, atrayendo a más de un millón de visitantes durante más de 66 años en su ubicación en Pinecrest, en la actualidad Pinecrest Gardens.

En 2002, la atracción se trasladó a una nueva ubicación frente al mar en la isla Watson, entre el centro de Miami y Miami Beach. Fue relanzado como Parrot Jungle Island y hoy es Jungle Island.

Pinecrest Gardens es uno de los activos culturales más importantes del sur de la Florida y es un faro para los residentes de la pequeña comunidad de Pinecrest que sirve como modelo de excelencia en la conservación, el compromiso cívico y la construcción de comunidades para las comunidades aledañas.

 

 

 

Categorías: Destinos

Autor

Redacción La Nota Latina

Informaciones, artículos de opinión y noticias escritas por periodistas, blogueros y colaboradores de esta revista digital. La Nota Latina no se hace responsable de la redacción, conceptos y opiniones emitidos en el contenido informativo.

Escribir un comentario…

<