Thanksgiving: Un día para agradecer

Thanksgiving: Un día para agradecer

El día de Acción de Gracias es muy especial en Estados Unidos por su marcado sentir popular. Reúne a toda la familia –incluso se viaja desde todas partes de Estados Unidos. Marca el reencuentro de los seres queridos y el inicio de las festividades navideñas. La Nota Latina se une a esta festividad tan querida por su significado que es mucho más profundo.

 

Más que una cena, más que regalos, más que una simple fiesta, Thanksgiving o Día de Acción de Gracias representa el tiempo de agradecer a Dios por tantas bendiciones y lo mejor es hacerlo en familia. Cada último jueves de noviembre y por 4 días, los estadounidenses hacen un alto en su cotidianidad y se preparan para celebrar con mucho sentimiento una de las principales fiestas del año.

En tiempos pasados se daba las gracias por la cosecha abundante y las bendiciones recibidas. En un principio era un festejo sencillo, una celebración con una cena que reunió a los colones y a los indígenas de hace 395 años. Hoy es una festividad que reúne a toda la familia y a los amigos. Un tiempo para evocar los mejores sentimientos, bendecir y ayudar a los demás.

 Ser agradecidos es el verdadero sentir de esta fiesta

thanksgiving-736505_1920

Foto de Pixabay.com

El hecho de que Thanksgiving presente símbolos típicos del campo deriva de una tradición: calabazas, hojas de parra y espantapájaros. Sus orígenes están asociados al viaje del Mayflower desde Inglaterra hacia Norteamérica con 100 colonos que vinieron a instalarse en el Nuevo Mundo. Los ‘pilgrims’ eran muy religiosos y llegaron hasta el actual Estado de Massachussets instalándose en Plymouth Rock.

Su asentamiento no fue tarea fácil, fueron ayudados por los indios Wampanoag que les enseñaron a sembrar maíz, a cultivar alimentos, cazar y pescar. En 1621 recogieron una generosa cosecha de calabazas, cebada y frijoles y como acto de agradecimiento hicieron un gran festín colectivo, de indios y colonos, todos unidos en la misma mesa. Ese día comieron carne y pavos asados, salsa de arándanos, platillos a base de maíz, fríjoles y pan.

Se estableció la costumbre de apartar un día al año para dar las gracias por todos los bienes recibidos. El primer presidente de Estados Unidos de América, George Washington sugirió la fecha del 26 de noviembre como Día de Acción de Gracias (Thanksgiving day). Le correspondió al presidente Abraham Lincoln la elección del último jueves de noviembre como un día de Thanksgiving o Día de Acción de Gracias.

Cada año la familia norteamericana cruza grandes distancias para compartir unida no sólo la mesa en torno a un banquete. Es el tiempo de dar bendiciones, de apoyar también causas nobles, de recordar a los más necesitados y muchos se animan a colaborar en sus comunidades llevando también un banquete a aquellos que están sin hogar o en situación de riesgo.

Las primeras celebraciones honraron el papel de los indígenas en ese primer Día de Acción de Gracias que hubo en Estados Unidos. Para los pueblos nativos la celebración también tiene sentido propio muy diferente y lo denominan el Native’s American’s National Day of Mourning, Día Nacional de Luto de los Indios Nativos Americanos por las masacres cometidas por los colones contra estas poblaciones.

Foto de nyhabitat.com

Foto de nyhabitat.com

Para la nación americana es también un tiempo de vacaciones, son cuatro días en que todo el país disfruta de un asueto prenavideño. Lo común es ver los desfiles, el más llamativo es el de Macy’s en Nueva York que deslumbra por sus figuras flotantes gigantescas, carrozas y bandas de música. Con la salida de Papá Noel, marca el inicio oficial de la Navidad. Esta tradición data desde 1920 y todas las grandes marcas de juguetes y los personajes más conocidos por los niños están presentes. La noche anterior al Día de Acción de Gracias, la Casa Blanca emite la proclama presidencial de Thanksgiving y se celebra el indulto anual al pavo.

Lo tradicional une a la familia

thanksgiving-347306_1280 pixabay

Foto de Pixabay.com

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Lo que no puede faltar en una mesa de acción de gracias: maíz, calabazas, salsa de arándano y pavo relleno. La mesa se bendice con una oración en donde se da las gracias por todas las cosas buenas recibidas durante el año. Los parientes más adultos conducen ese momento especial y en uno recae el corte del pavo.

La cena consiste en pavo relleno, batatas, salsa de arándano, puré con salsa de carne, puré de papas, pan de maíz, cebolla en salsa blanca, pasteles de carne picada con frutillas, cazuela de judías verdes y la torta de calabaza.

Mucha gente se anima y decora con calabazas de todos los colores, flores, hojas amarillas que marcan muy bien el otoño, muñecos de espantapájaros, sombreros de peregrinos, muñecas hechas a base hojas de maíz y hasta maquetas del Mayflower.

Como toda reunión familiar es tiempo para el reencuentro, para compartir viendo partidos de fútbol, paseando, disfrutando de los últimos días cálidos, antes de que los fuertes inviernos lleguen.

Nunca olvidemos que lo fundamental es ser agradecidos, son muchas las bendiciones que recibimos a diario. Dar las gracias siempre nos hace mejores personas.

@EcnaproAsesoria

 

Comentarios

comentarios

Categorías: Bar de Noticias

Autor

Evelyn Navas

Periodista venezolana egresada de la Universidad Católica Andrés Bello. Su experiencia se centra en comunicaciones corporativas y manejo estratégico de redes sociales. Actualmente ejerce la dirección de su agencia Ecnapro Asesoría Comunicacional. Ha escrito para diversos medios de comunicación en Venezuela y en el exterior en áreas como gerencia, negocios, música, bienestar y arte. A través de perfiles le gusta indagar en la personalidad de aquel que transforma el mundo con sus acciones y sentimientos. La vida es apasionante y merece ser narrada. Le contactan en @EcnaproAsesoria.