Etiqueta "Eduardo Escalante investigador y dramaturgo"

Volver a Inicio
Colaboradores Cultura y Literatura Literatura Poesía del existir, por Eduardo Escalante

Sentir nuestro mundo, un poema de Eduardo Escalante

No todo lo que nos ocurre es previsible, además hay tanto que nos ocurre o puede ocurrirnos  que no lo esperamos; de repente nuestros ojos ven lo que ya se había instalado, a veces es temprano, otras tarde. Dejo al lector sentir su mundo.

Colaboradores Cultura y Literatura Literatura Poesía del existir, por Eduardo Escalante

Ideales 3.0, un poema de Eduardo Escalante

Si hay una palabra movilizadora es “ideales”. Cuántas series televisivas, filmes, obras de teatro, novelas se han escrito intentando darles un sentido, más aún en situaciones en los que malogra la vida de los humanos.

Colaboradores Cultura y Literatura Literatura Poesía del existir, por Eduardo Escalante

Testimonio, un poema de Eduardo Escalante

Uno transita con su mochila y las circunstancias te unen a la pesada carga de otros. Sólo una oración necesaria, todos susurrando su invierno.

Cultura y Literatura Literatura

Hablando con lo alto del cielo, un poema de Eduardo Escalante

Así marcamos la dulce estación, drenamos las cosas que amamos y apretamos la luz en nuestros brazos. Hay dulzura esperando bajo cada corteza y fuego para calentarlo.

Colaboradores Cultura y Literatura Poesía del existir, por Eduardo Escalante

Neruda salvaje en el siglo XXI, un poema de Eduardo Escalante

Si uno pudiera volver de la muerte, que haría con el mundo nuevo, tan lejano del mundo que se vivió y tan cercano a lo que significa ser humano. Pero para todos, la vida seguirá siendo un misterio en el más allá. Tal vez es lo que estará viviendo Neruda.

Colaboradores Cultura y Literatura Literatura Poesía del existir, por Eduardo Escalante

Carácter, un poema de Eduardo Escalante

Transitamos por la vida con nuestra mochila del carácter, nunca vacía, pero con muchas paradojas y dilemas bien resueltos o mal resueltos. Y así vamos siendo identificados y rotulados. Esto nos acompaña siempre.

Colaboradores Cultura y Literatura Literatura Poesía del existir, por Eduardo Escalante

Uno de nosotros, un poema de Eduardo Escalante

Cada uno vive agarrado a lo que vive, a su destino, a su imaginación, a sus creencias, a sus verdades que medita en las noches cuando el ruido se silencia.

Colaboradores Cultura y Literatura Literatura Poesía del existir, por Eduardo Escalante

Psicoanalizándose, un poema de Eduardo Escalante

Llega un punto de nuestra jornada en el que se requiere hacer un análisis profundo de lo que uno es, buscar por qué uno hace lo que hace, detectar comportamientos o hablar negativos y hacer una estrategia para modificarlos.

Colaboradores Cultura y Literatura Literatura Poesía del existir, por Eduardo Escalante

Peripatético, un poema de Eduardo Escalante

Si alguien tuviera la absurda y a la vez buena idea de buscar el equivalente poético al clásico de Sigmund Freud “El Malestar en la Cultura”, sería difícil encontrar un poema más apropiado que Walking around de Pablo Neruda. Y como el mundo sigue repitiendo, descartando, retrocediendo, avanzando, y nosotros reaccionando de la misma manera, sentí la necesidad de escribir este poema.

Colaboradores Cultura y Literatura Literatura Poesía del existir, por Eduardo Escalante

La visita de la Gracia, un poema de Eduardo Escalante

Cada uno siente y se prepara para recibir la “gracia” de manera diferente (creyente o no creyente) en un esfuerzo por alcanzar la vida buena, la vida plena en el sentido aristotélico, y también la vida justa.

Colaboradores Cultura y Literatura Literatura Poesía del existir, por Eduardo Escalante

Espectáculo de medianoche, un poema de Eduardo Escalante

Uno escribe con lo que tiene a la mano, valga esta expresión, aunque lo que tenga a la mano sea a la vez un lenguaje que me limita. Este poema es una invitación a explorar el espectáculo que nos rodea.

Colaboradores Cultura y Literatura Literatura Poesía del existir, por Eduardo Escalante

Ideales, un poema de Eduardo Escalante

Así transcurren nuestras jornadas, con dilemas, paradojas, desafíos. Van quedando como hitos marcados en nuestra memoria sabiendo que el presente pleno depende de la clausura de lo pendiente en el pasado.