¿Qué podemos aprender de Elon Musk?

¿Qué podemos aprender de Elon Musk?

Es posible que ya hayas escuchado el nombre de Elon Musk, especialmente si has estado interesada/o en la productividad y sacar lo más que podamos de nuestro tiempo y ser exitosos en lo que hacemos.

Describir quién es Elon Musk con un título de trabajo es complicado, por ello es más fácil presentarlo como el fundador y CEO de la compañía de cohetes SpaceX y con-fundador y CEO de la compañía de vehículos eléctricos y almacenamiento de energía Tesla, además de otros proyectos.

Estas compañías no solo se centran en temas interesantes que pueden ayudar muchísimo a la humanidad, sino que han sido exitosas y han logrado las metas que se han propuesto, incluso si eran muy difícil de conseguir.

¿Qué hace a Elon Musk especial?

Podría parecer que Elon Musk está más centrado en la parte administrativa y gerencial de las compañías que ha fundado y de las el CEO; pero Elon pasa la mayoría de su tiempo trabajando en la ingeniería, diseño y arquitectura de sus productos.

Elon Musk nació y creció en Suráfrica y desde una edad muy temprana demostró su sed de conocimiento y su capacidad de aprender cosas complicadas por sí mismo y de crear cosas con este conocimiento.

Un ejemplo que es usualmente usado para mostrar lo que Elon ha sido capaz de hacer desde que era un niño es que aprendió a programar por sí mismo a la edad de 12 años y vendió el código de un juego llamado Blastar que creó a una revista por aproximadamente $500.

Lecciones que podemos aprender del éxito de Elon Musk.

1.-Primer principio

Muchas veces tendemos a dar las cosas por sentado y asumir que algo está bien, o que algo es de la forma que es porque es como nos acostumbramos a verla. Pero para Elon Musk, y muchas otras personas exitosas, deberíamos visualizar los problemas de una forma más profunda.

En filosofía, lógica y matemáticas, un primer principio es una proposición que no ser deducida a partir ninguna otra proposición o asunción. Pero en un enfoque más práctico, significa pensar en los problemas desde las verdades fundamentales.

Cuando Elon empezó a considerar la idea de mandar un cohete a Marte, descubrió que el precio de un cohete era de $65 millones. Pero entonces comenzó a pensar en los materiales que necesita un cohete, y descubrió que creando un cohete en lugar de comprarlo era considerablemente más barato. Así surgió SpaceX.

2.-El conocimiento es importante

Es evidente que para Elon Musk, el conocimiento ha sido una clave para su éxito, y es también notorio cuan dispuesto y hambriento de conocimiento ha estado desde niño, siempre leyendo, e incluso programando.

Esta es también la razón por la cual obtuvo su grado en física, habiendo comenzado a estudiar en Canadá, pero luego mudándose a los Estados Unidos. E incluso si él no es un físico de profesión, y la universidad no es un requisito de éxito para él, ese grado le permitió entender mejor las bases de los proyectos que se ha propuesto.

3.-Tener un propósito

Algo que es muy inspirador de Elon Musk es que definitivamente ama lo que hace, e igual de importante, el cree en lo que hace. Esto es porque Musk está centrado en mejorar la vida humana.

En 1995, a sus 20 años, Elon comenzó a pensar en maneras de cambiar al mundo e hizo una lista de las cinco cosas que pensó que afectarían más el futuro de la humanidad: Internet, energía sustentable, exploración espacial, inteligencia artificial y reescribir la genética humana.

De estas, el inició con la exploración espacial con su compañía SpaceX, pero también trabaja en la energía sustentable con Tesla y financió SolarCity. Además, el comenzó X.com, la cual es Paypal hoy en día y es el co-fundador de Neuralink.

4.-Hacer las cosas

Hay una frase popular en inglés que dice Getting things done, que puede ser traducida como “Hacer las cosas” o “Terminar las cosas”, es decir, empezar a hacer lo que tenemos que hacer, y terminarlo.

Elon Musk es un claro ejemplo de esto, pues ha dicho que había trabajado más o menos 100 horas al día por quince años y recientemente lo ha disminuido a más o menos 85 horas.

Si Musk no hubiera hecho lo que se ha propuesto, es claro que no habría alcanzado el éxito del que hoy goza. Por supuesto, no se trata de trabajar 10 horas al día, es sobre hacer lo que queremos hacer.

5.-Práctica y concentración

Podría parecer que Elon Musk simplemente nació como una especie de genio. Es posible que desde niño tuviera intereses diferentes a los que otros niños tienen, como leer mucho.

Pero también es claro que lo que Musk ha sido capaz de lograr ha sido posible porque ha estudiado, aprendido y puesto en práctica lo que sabe, con una concentración impresionante y una ética de trabajo más que increíble.

Comentarios

comentarios

Categorías: Mundo Empresarial

Autor

Edith Gomez

Edith Gómez es editora en gananci.com. Apasionada del marketing digital, especializada en comunicación online. Se niega a irse a la cama cada noche sin haber aprendido algo nuevo. Le inquietan las ideas de negocio y, más aún, aportar una mirada creativa al pequeño mundo en el que vivimos.