El honor y la gloria se encuentran en la humildad cultural

El honor y la gloria se encuentran en la humildad cultural

Todos tenemos nuestras metas y es evidente que, dentro de esas metas, la estrategia más eficaz para cumplir los pasos hacia el éxito es sentirse seguro de uno mismo para lograrlo. El riesgo es llenarnos de tanta ambición que se nos olvide que la soberbia es una característica nociva del ser humano.

Dentro de la Filantropía de Cultura sostenemos que la cultura es un motor en el desarrollo económico y la innovación social, esto quiere decir que para lograr nuestras metas necesitamos los dones de nuestra cultura. La humildad genera honor y gloria, los valores culturales son la clave, debemos luchar por lo que queremos; siempre recordando que no tendremos nunca nada si no tomamos en cuenta nuestra herencia. La humildad cultural se puede alimentar trazándonos metas a largo plazo que se enfoquen en disfrutar del éxito de forma que potencie a otros dentro de la sociedad. Este será nuestro legado cultural.

Ser exitoso, con el fin de disfrutar una vida honorable y de prosperidad, traerá gloria a nuestras vidas si lo conectamos con el deber de dejar una huella positiva en nuestra comunidad o a nivel global. Identifiquemos nuestras intenciones de antemano, trabajemos por nuestras metas, mantengamos un actitud noble y sirvamos de vehículo para que los demás progresen. Estos pasos serán el reflejo de nuestra humildad cultural, la cual es una actitud de prosperidad que todos admirarán y respetarán por ser valiosos principios que quedarán para la eternidad.

#CulturePhilanthropy www.motoreconomico.com

 

Honor and Glory are Rooted in Cultural Humbleness

We all have goals and it is clear that, within these goals, the most effective strategy to fulfill the steps towards success is to feel capable of reaching whatever we set our minds to achieve. The risk is to be so ambitious that we might forget that pride is a harmful attitude.

Within Culture Philanthropy we support that culture is an asset in economic development and social innovation, this means that, to achieve our goals, we need the Abundance of our culture. Being humble generates honor and glory, cultural values are the key. We of course have to work hard at what we want; however,  always remembering that we will never have anything if we do not take into account our heritage. Cultural humbleness can be nurtured by setting long-term goals that focus on enjoying success in ways that empower others. This will be our cultural legacy.

In order to enjoy an honorable and prosperous life, we ought to connect our actions with the duty of leaving a positive footprint in our community or even at a global level. Let us identify our intentions in advance, work for our goals, maintain a noble attitude, and serve as a vehicle for others to progress. These steps will be the reflection of our cultural humbleness; an attitude of prosperity that everyone will admire and respect for being those valuable principles that will remain for eternity.

Comentarios

comentarios

Autor

Veronica Herrera

Verónica Herrera es innovadora en filantropía y educadora. A través de su experiencia de más de 20 años diseñando iniciativas culturales en la comunidad, complementada por sus estudios de investigación a nivel de doctorado, Verónica desarrolló una teoría de la motivación conocida como la "Filantropía de Cultura" (#CulturePhilanthropy). Su teoría sostiene que aportando lo positivo de la cultura se puede motivar el aporte filantrópico, el cual servirá de motor para el desarrollo económico. Su misión es educar a todos los niveles sobre el valor de la cultura como herramienta estratégica para el progreso de las comunidades. Verónica se graduó de la Universidad de Tennessee con dos licenciaturas, Idiomas y Psicología. Luego obtuvo su maestría en Pedagogía con especializaciones en Métodos de Investigación y en Literatura. Actualmente se encuentra en la fase final de un doctorado en Pedagogía. En 2016, fue reconocida con el premio Positive Impact Awards 2016 de Hispanicize, en la mención Desarrollo Profesional y luego logró ganar el premio como Personaje del Año 2016 con el apoyo del voto popular. Además, fue ganadora del Chattanooga’s Vote La Paz de Chattanooga Latino Leadership Award 2016 y fue oficialmente proclamada por el consejo de dicha ciudad como inmigrante de valioso aporte a la sociedad americana.